Ronald Acuña Jr. sigue brillando con Atlanta
3 Septiembre, 2018
Vladimir Guerrero Jr. no debutará esta temporada en la MLB
5 Septiembre, 2018

Peloteros consagrados solo vienen a la LVBP cuando tienen problemas

Foto: Cortesía

Luego que los jugadores pasan sus mejores años en Las Mayores quieren venir a jugar porque no tienen contrato o se acerca el Clásico Mundial

JHONN PÉREZ | JhonnP14

La Liga Venezolana de Beisbol Profesional (LVBP) ha dejado de ser aquella liga en donde llegaban peloteros importados de renombre, no es la sombra de aquellos años en los cuales participaron jugadores élite de las Grandes Ligas, por el contrario, ahora se necesita una aprobación de los equipos para que puedan participar y los condicionan al momento de aprobarle el permiso.

Por otro lado, los criollos que tienen experiencia en la Gran Carpa, algunos, no todos, también tienen que esperar la aprobación de sus novenas para que puedan venir a jugar en la LVBP. Sin embargo, ha habido declaraciones de jugadores que afirman que los equipos de Grandes Ligas no niegan los permisos, que pueden poner condiciones pero la decisión final es del pelotero.

Aunque si bien es cierto, todavía jugadores importantes vienen a la liga, pero no siempre es por tener interés en jugar en la LVBP, sino que se les acabó el contrato con algún equipo de Las Mayores o se acerca la fecha para el inicio del Clásico Mundial de Beisbol. Algo que algunas personas llamarían “interés”, o en su mayor defecto dicen “Si el equipo clasifica yo iré a jugar”, es decir, que otros hagan el trabajo y yo vengo a terminar lo que alguien más empezó.

Por otro lado, los importados siempre quedan con ganas de seguir viniendo, puesto que para los fanáticos, el buen beisbol y ese cariño con el que se juega en Venezuela los mantiene siempre a las expectativas sobre si pueden jugar la siguiente campaña. Extranjeros que les gustó tanto la pelota caribe y el país, han hecho sus vidas con mujeres venezolanas y hasta viviendas en el territorio nacional han adquirido.

Pero eso es algo que algunos de nuestros “muchachos” no entienden, el jugar por amor y no por un interés. Los fanáticos entienden las exigencias de jugar en la Gran Carpa y comprenden la situación por la cual atraviesa el país, pero de venir a jugar por interés, por buscar un contrato en el exterior o porque vienen de haber sido puestos en libertad y no han podido seguir en el beisbol organizado, eso es aprovecharse del buen juicio de las franquicias, fanaticada  y compañeros de equipo.

Aunque también están aquellos peloteros que piensan que la LVBP es una liga amateur, vienen a jugar sin prepararse, sin pasar por la Liga Paralela para agarrar unos turnos o enfrentarse a unos bateadores para ponerse a tono, y lo que es peor, los equipos en vez de poner carácter y colocarlos a prueba para saber si van ayudar a la institución a cumplir la meta, lo que hacen es “respetar” el “rango” y colocarlo en la alineación o rotación de una vez.

La LVBP debería tomar cartas sobre el asunto y demostrar el porqué llegó a ser la mejor liga de beisbol de invierno. Inclusive, algunos equipos de la MLB mandaban a sus jugadores para que mejoraran su rendimiento dado que el nivel del beisbol venezolano era alto.

Jueves 30 – 08 – 2018

Comentarios

comentarios